El I Congreso Internacional Reinventar la Profesión Docente acoge numerosas ponencias a cargo de un conjunto de expertos de reconocido prestigio


Enlacelogo organizadores

Más de 400 docentes tratan de reinventar la profesión en unas jornadas como respuesta a los nuevos escenarios

Contará con la asistencia del ministro de Educación, que participará en el acto de investidura de dos doctores Honoris Causa

MÁLAGA, 7 (EUROPA PRESS)

El aula magna de la Facultad de Derecho de la Universidad de Málaga (UMA) acogerá del 8 al 11 de noviembre el I Congreso Internacional: Reinventar la Profesión Docente, en el que más de 400 personas tratarán de debatir sobre las nuevas exigencias que proponen los nuevos escenarios para la formación de docentes en el siglo XXI.

El acto de inauguración, que tendrán lugar este lunes, contará con la asistencia del consejero de Educación de la Junta de Andalucía, Francisco Álvarez de la Chica; la rectora de la Universidad de Málaga, Adelaida de la Calle; el secretario general de Universidades de la Consejería de Innovación, Ciencia y Empresa de la Junta de Andalucía, Francisco Triguero, y el decano de la Facultad de Ciencias de la Educación, Francisco Murillo.

Asimismo, la segunda sesión de las jornadas contará con la asistencia del ministro de Educación, Ángel Gabilondo, que presidirá el acto de investidura del valenciano José Gimeno Sacristán, catedrático de Ciencias de la Educación, y del chileno Humberto Maturana Romesín, profesor universitario de Biología, como doctores Honoris Causa por la UMA.

Se trata del primer congreso en la materia que se celebra a nivel internacional, en el que se propone debatir "las experiencias y las propuestas que se están haciendo en otros países más avanzados que nosotros en este campo", según ha explicado a Europa Press el coordinador de las jornadas, Ángel Pérez. El evento han sido también han sido organizadas por el departamento de Didáctica y Organización Escolar de la Facultad de Ciencias de la Educación.

Así, el I Congreso Internacional: Reinventar la Profesión Docente acogerá numerosas ponencias a cargo de "un buen conjunto de educadores de reconocido prestigio en sus diferentes países, tanto nacional como extranjeros", según ha asegurado Pérez, quien también ha destacado la presencia de Philippe Perrenoud (Francia), Ken Zeichner (Estados Unidos), Jhon Elliot (Reino Unido) y Fred Korthagen (Países Bajos).

Las contribuciones que se aporten durante el desarrollo de las ponencias pasarán a formar parte de trabajos inéditos de carácter científico o profesional en la modalidad de comunicaciones, los cuales deberán versar sobre propuestas alternativas de formación y desarrollo profesional de los docentes. Por su parte, será el Comité Científico el que acepte los trabajos, que serán publicados en formato digital.

"GRAN DEMANDA"

El coordinador de las jornadas ha destacado la "gran demanda" obtenida en esta primera edición, para la que contarán con la asistencia de profesionales procedentes de la Escuela Universitaria de Magisterio, de la Facultad de Educación, de los Centros de Profesorados (CEP), así como de centros de educación Primaria y Secundaria. A estos se suman unos 50 estudiantes de los últimos cursos de Ciencias de la Educación.

De esta forma, Pérez ha mostrado su deseo por que el congreso se celebre de forma periódica, cada tres años, ya que, a su juicio, "los cambios son tan rápidos que hay que reinventar la profesión docente de manera permanente". Esto se debe, según el coordinador, a que "el mundo actual cambia de manera vertiginosa en sus fundamentos", de forma que si "hace dos siglos el conocimiento que utilizamos en la vida cotidiana valía para cien años, ahora se duplica cada cuatro".

Este cambio se debe, principalmente, a que "vivimos en la sociedad de la información", que "está provocando que el conocimiento tenga una explosión como nunca". Por este motivo, Pérez ha señalado que, "ahora, tanto la nueva sociedad como sus profesionales requieren saber procesar de manera autónoma la información que reciben".

Por este motivo, ha manifestado que los sistemas educativos en los procesos de aprendizaje en el siglo XXI "han dado y tienen que dar un cambio radical" para, así, "poder formar a los otros ciudadanos en las competencias que requiere intervenir en la compleja sociedad de la información, de la incertidumbre, de la globalización, del cambio permanente y de la saturación de información", entre otras.

En este sentido, ha puesto de manifiesto que la Escuela Universitaria de Magisterio "no ha cambiado en muchos años", por lo que, en palabras del coordinador, "hay un desfase muy grande entre lo que debería de formar y lo que forman". Como consecuencia de esta carencia, Pérez ha asegurado que "no estamos formando a los docentes que requiere la educación del siglo XXI, y si no hay buenos docentes, no hay calidad en la enseñanza".

Según Pérez, el problema fundamental que tiene la enseñanza actual es que, además de contenidos disciplinares, "también hay que enseñar a los niños a aprender a desenvolverse en la vida". De esta forma, "más que formar y transmitir información, lo necesario es desarrollar competencias en los ciudadanos para que ellos puedan ir aprendiendo lo que necesiten con rigor, con profesionalidad, con equilibrio y con sensatez a lo largo de toda la vida", ha explicado.

Tomado de la Red social de usuarios de QUÉ.es

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada